Blog

Fruta ecológica de temporada

Salud y nutrición

Como os comentaba en el artículo anterior cereales y fruta ecológica, el otoño da paso a frutas distintas a las de los últimos meses.

Los mostradores del supermercado ofrecen un género variado, pero es importante conocer qué tenemos a nuestra disposición dependiendo de la época del año, y de dónde viene.

Los avances tecnológicos en los medios transporte, hace que lleguen mercancías de países lejanos. Los alimentos son perecederos, y por tanto, su traslado es complejo. Pero con el uso de las cámaras frigoríficas se mantienen lo suficientemente frescos, para que venderse a miles de kilómetros de distancia.

Aun así, el consumidor debería estar informado de la procedencia y escoger aquellos que se producen más cerca. De esta forma, conseguimos reducir al máximo el tiempo que pasa desde la recolección en el campo, hasta que llega a casa.

En trayectos cortos, al excluir los aviones, trenes y barcos de la cadena de distribución, reducimos el coste del transporte con el consiguiente ahorro energético, y el precio de venta también es menor.

Es importante conocer el origen de las frutas y hortalizas, ya que la normativa europea en materia medioambiental es mucho más estricta que la de algunos países.

Si consumimos fruta ecológica de temporada, nuestra dieta será variada al ir cambiando con el paso de las estaciones.

Septiembre y octubre son típicos de vendimia y de uva de mesa en muchas zonas de España. Estos meses también se recolectan mangos en Andalucía y Canarias. Las moras nos las proporcionan desde Huelva, las manzanas son catalanas, los plátanos canarios, las granadas llegan de Elche, pero también desde Murcia, Extremadura y Andalucía. Ya queda menos para que estén listas nuestras naranjas ecológicas. Tic tac

Entrada anterior
Cereales y fruta ecológica
Entrada siguiente
Los beneficios de las naranjas ecológicas

Entradas relacionadas

Menú